Castillos del Loira

RUTA POR EL VALLE DEL LOIRA

Llega una ruta fascinante, una de las rutas más importantes y reconocidas de toda Francia: La ruta de los Castillos del Loira.

Un tour por los castillos del Loira es un viaje en el tiempo para conocer la historia de siglos atrás donde se edificaron estas auténticas maravillas. Una gran cantidad de castillos y fortalezas fueron creadas en el Valle del Loira con razón militar para defender las regiones de sus luchas internas y externas. A medida que las guerras y los enfrentamientos fueron cesando, el cometido de estos cambio de forma radical, llegando a formar parte de el alojamiento de aristocracia y realeza francesa. Estos cambiaron el aspecto de estos Castillos del Loira para darles un toque personal, muchos con grandes rasgos renacentistas, creando auténticas obras de arte conservadas a día de hoy de forma espectacular.
Con el paso de los años, estos se han convertido en la reliquia de la ruta del Loira, siendo una de las principales rutas turísticas de Francia.

Los Castillos del Valle del Loira

Existen actualmente más de 200 castillos en el Valle del Loira, de modo que en vez de enumerar todos, mencionaremos los más destacados y más valorados por nuestros viajeros.
De las múltiples rutas por el Valle del Loira que existen, os vamos a mostrar uno de los posibles itinerarios para conocer los principales castillos de Francia.

Castillo de Chambord

Castillo de Chambord, Ruta del Loira

En nuestro itinerario para ver los castillos del Loira, comenzamos en París, desde donde nos dirigimos al Valle del Loira para encontrarnos con el primer castillo: el Castillo de Chambord. Se trata del castillo más grande de todos los que se encuentran en esta ruta del Loira. Se aprecia una belleza inigualable con la combinación de sus rasgos medievales y renacentistas. Se cree que en la construcción y diseño de planos del Castillo de Chambord estuvo implicado Leonardo Da Vinci, el cuál falleció antes de su terminación. Destaca la principal torre del homenaje en el patio interior del castillo, rodeada por cuatro torreones.

Castillo de Blois

Siete reyes y diez reinas llegaron a vivir en el Castillo de Blois. Este sufrió diferentes cambios a lo largo de la historia, siendo ahora considerado como la “puerta” a la ruta del Loira. En la actualidad, el Castillo de Blois es un museo que ofrece distintas proyecciones anuales y cuenta con más de 35.000 obras. Este, alberga en su interior cuatro fachadas que te trasladan a un intervalo de años diferentes, siendo estas: la Sala de los Estados Generales, la cuál es la sala más antigua del Castillo de Blois; el Ala de Luis XII, que goza de numerosos rasgos renacentistas y donde encontrarás la capilla Saint-Calais; el Ala de Francisco I, quien ordenó acondicionar esta sala dejando un ambiente renacentista italiano además de una hermosa escalera de caracol y varias representaciones de salamandras, el cuál era su símbolo; y el Ala de Gastón de Orleans, donde apreciar la hermosa cúpula sobre las escaleras, sus jardínes Flores Reales y Simples, que Gilles Clément mandó crear, y paredes con armas de Francia de la época.

Castillo de Amboise  

Castillo de Ambroise, Ruta del Loira

El castillo de Ambroise se localiza en el centro del Valle del Loira y fue residencia de Carlos VIII y Francisco I. Se trata de uno de los castillos más famosos de la ruta del Loira ya que en su interior guarda la tumba de Leonardo Da Vinci. Una visita la interior del Castillo de Ambroise debe incluir los salones del Imperio, la sala de los tamborileros y la sala del consejo, y en el exterior, además de pasear por sus hermosos jardines podrás subir a las terrazas, las cuáles son auténticos miradores para disfrutar de unas vistas inmejorables del Valle del Loira.

Castillo de Chenonceau

También conocido como el castillo de las Damas, el Castillo de Chenonceau es considerado, después del castillo de Versalles, el más visitado de toda Francia. Fue construido en 1513 y ha pasado por varias manos femeninas como Diana de Poitiers y Catalina de Médicis, siendo un lugar de paz a lo largo de los años evitando varias guerras.
El castillo de Chenonceau alberga en su interior distintas pinturas de autores reconocidos como Van Loo, Primatice, Rubens, Correggio, Nicolas Poussin, Tintoreto, Murillo..etc. Guarda distintas salas de gran belleza, como lo son la galería sobre el Cher, el salón de Luis XIV y la habitación de las cinco reinas.

Castillo y jardines de Villandry

Castillo de Villandry, Ruta del Loira

El Castillo de Villandry fue construido por Juan el Bretón en 1536, durante el reinado de Francisco I. Este pasó a lo largo de la historia por distintas manos, incluidas napoleónicas, que han ido mejorando la estética de este hermoso castillo. Pero el principal atractivo de este no se encuentra en su interior, si no más bien sus jardines. Los jardines de Villandry también han sufrido diversas renovaciones, siendo la última la más destacada, la de los paisajistas andaluces, que dejaron su huella con un estilo morisco que cada día atrae a más turistas españoles. Los jardines de Villandry se dividen en cuatro secciones temáticas: el huerto, el jardín de hierbas aromáticas y medicinales, el jardín del agua y el jardín ornamental.

Castillo Azay Le Rideau

Construido sobre una pequeña isla en el río Indre por Francisco I, el Castillo Azay Le Rideau mantiene una estética del puro renacimiento francés, con algún que otro rasgo italiano. En comparación con el resto de castillos del Loira, este es relativamente pequeño, pero con un encanto sin igual al reflejarse sus preciosos muros exteriores sobre el río Indre.

Se trata de uno de los pocos castillos que mantiene todas sus habitaciones amuebladas, aunque muchas de sus piezas pertenecen a diferentes épocas. Su exterior tiene unos preciosos jardines del siglo XIX, lleno de preciosas flores, coníferas, enormes sequoias, cedros del atlas..etc.

Viajes a París 

¿TIENES PENSADO VIAJAR? PIDE PRESUPUESTO GRATIS

Acepto los términos y condiciones.

OFERTAS DE VIAJE RELACIONADAS